Tengo alergia

tu portal especializado en alergia

Noticias

Novedades y actualidad sobre la enfermedad alérgica.

Crecen las reacciones alérgicas a las picaduras de himenópteros

Durante los últimos 10 años las picaduras de insectos, avispas y abejas han comenzado a hacer más daño y provocar más reacciones alérgicas. Según informa el diario Málaga Hoy “hasta el 20% de los habitantes de zonas rurales andaluzas están sensibilizados”.

Fuente: Málaga Hoy

En España, según los datos de la Sociedad Española de Alergología e Inmunología Clínica, aproximadamente el 3% de la población sufre reacciones alérgicas generalizadas por el veneno de avispas y abejas, y la tasa de mortalidad anual se estima en un 0,08 por millón de habitantes, lo que significa que unas tres o cuatro personas podrían fallecer cada año por esta causa.

La mayoría de los casos se producen en verano, cuando estos insectos están activos y se hace más vida al aire libre. “Las reacciones por picaduras de himenópteros (avispas y abejas) constituyen un problema de salud en toda España y más aún en Andalucía debido al clima más cálido”, asegura el doctor Pedro Guardia, presidente de AlergoSur.

En estudios epidemiológicos realizados en poblaciones rurales andaluzas se ha observado que hasta el 20% de los habitantes están sensibilizados a los venenos de estos insectos. “El desarrollo de la apicultura en Andalucía ha favorecido la existencia de reacciones alérgicas por picaduras de abejas durante todo el año, aunque son más frecuentes en primavera y verano”, insiste el alergólogo.

Entre las avispas hay dos especies predominantes: los Polistes (tabarros o avispas papeleras) que pican desde el final de invierno hasta la mitad de verano, y las Véspulas o “terrizos” que suelen picar a finales de verano y otoño.

Las reacciones suelen ser locales, con picor, enrojecimiento e inflamación circunscrita a la zona donde pica el insecto, pero cuando el área de inflamación es mayor de 10 cm. de diámetro nos encontramos ante una reacción alérgica que se considera patológica. Por otro lado, puede haber reacciones alérgicas generalizadas. “En algunos casos se producen lesiones en la piel a distancia del lugar de la picadura, dificultad para respirar, mareo o síntomas digestivos, lo que constituye una reacción alérgica generalizada grave o anafilaxia”, explica la doctora Teresa Alfaya, presidenta del Comité de Alergia a Himenópteros de la SEAIC

Este tipo de reacciones graves han aumentado un 20% en los últimos diez años en las consultas de alergia. Los datos del Informe Alergológica, que analiza el tipo de patología alérgica por la que una persona acude a la consulta del alergólogo muestran que un 53% de las reacciones generalizadas por alergia a himenópteros fueron graves (grados III y IV de la clasificación de Müeller) en 2015, mientras que en la edición de 2005, sólo un 32,6% de las reacciones lo fueron.

14 Jul 2017 Cristina Ralo 0 comentarios

Comparte esta noticia: