Tu Alergia

Principales enfermedades alérgicas. Averigua las causas y sus síntomas.

Causa de la alergia

La función del sistema inmune es activar el organismo para luchar frente a agentes intrusos, como parásitos, bacterias, virus y otros organismos extraños que pudieran ser perjudiciales. Su activación es una respuesta totalmente normal y beneficiosa. Por ejemplo, cuando el organismo encuentra algún agente invasor en la piel, reacciona con un enrojecimiento, picor e inflamación. Un grupo especial de sustancias activas del organismo, los anticuerpos, y otros tipos de mediadores se ponen en funcionamiento dentro de una respuesta normal del sistema inmune.

La alergia (salvo la de contacto) se produce por una producción de anticuerpos IgE frente a sustancias totalmente normales de nuestro entorno, como pueden ser los pólenes de las plantas.

El sistema inmune reacciona igual que reaccionaría frente a un agente extraño. El por qué se produce esa “confusión” es todavía desconocido. Una persona alérgica sólo reacciona frente a una sustancia con la que ya ha estado previamente en contacto, lo que ha dado lugar a una “sensibilización” previa.

 

Posibilidades de ser alérgico

La posibilidad de ser alérgico viene determinada por factores como la herencia genética y el entorno. El proceso por el que se hereda la alergia no es del todo conocido.

No existe una predisposición familiar a presentar un tipo de alergia o una sensibilización concreta a un alérgeno.

Una reacción alérgica se produce cuando una persona alérgica entra en contacto con el alérgeno a través de inhalación, contacto, ingestión, inyección u otros medios.

icon_info_03Para la correcta interpretación de esta información se aconseja el asesoramiento de un especialista.